Salud 

Los pacientes con síndrome metabólico precisan de más vitamina E

Aquellas personas que padecen el síndrome de Reaven tienen altos niveles de estrés oxidativo y necesitan incluir en sus dietas más antioxidantes como la vitamina E.

¿Cuáles son los beneficios de la vitamina E?

Esta vitamina E se encuentra en diferentes alimentos cuyo origen es vegetal, de los que podemos destacar los frutos secos, los aceites vegetales y verduras como las espinacas. Entre los beneficios que presenta la vitamina E a nivel de nuestra salud, descubrimos que tiene propiedades antioxidantes para nuestro sistema circulatorio y la nivelación del colesterol, que está relacionado con el síndrome metabólico. Además, atañe a la expresión genética y a las funciones inmunes, ayudando a curar heridas y aquellos daños que implican la aterosclerosis, lo que impide que la grasa se pudra siendo importante también para nuestro sentido de la visión y las funciones neurológicas.

Las personas que sufren esta enfermedad, que tiene como consecuencia una serie de enfermedades tales como las cardiovasculares y diabetes, precisan ingerir una cantidad mayor de vitamina E. Según estudios llevados a cabo, se demuestra que estas personas poseen una menor biodisponibilidad de esta vitamina en su organismo en comparación a las personas que no tienen esta enfermedad.

¿Qué es el síndrome metabólico?

Este síndrome metabólico también es conocido como síndrome de Reaven, de resistencia a la insulina o síntoma metabólico X.

La resistencia a la insulina, va acompañada de diferentes problemas de salud, como por ejemplo, la diabetes, el colesterol alto y la alta presión arterial. Dichos problemas, son factores de riesgo relacionados con las enfermedades cardíacas. Por esta razón, cuando las personas sufren a la vez numerosos problemas de este tipo, generalmente los médicos denominan al síndrome como metabólico.

Los pacientes con este problema no suelen sentir ningún síntoma, pero hay señales que indican el diagnóstico del trastorno. Por lo tanto, los médicos se encargarán de buscar una unión entre los factores siguientes:

1. Abundancia de grasa en la zona abdominal.

2. Hipertensión arterial.

3. Gran dificultad para asimilar la glucosa. Normalmente, las personas con este síndrome tienen diabetes tipo 2 o hiperinsulinemia.

Las causas de esta enfermedad pueden llegar a actuar de manera conjunta para producirla. Por lo general, las personas que consumen muchas calorías y excesivas grasas saturadas, y no practican ejercicio en su vida diaria, lo que consiguen es desarrollar este problema.

En cuanto a su tratamiento, lo que podemos hacer para mantener un estilo de vida saludable y así prevenir el riesgo de la aparición de esta enfermedad, es adelgazar si se tiene sobrepeso, realizando actividad física y siguiendo un régimen saludable. En el caso de que la persona fume, deberá dejarlo.

Determinados investigadores estiman que esta afección se trata de una enfermedad genética, lo que quiere decir que se transmite a través de los genes familiares, de una generación a otra. Por otro lado, no se comprende totalmente por qué se genera este síndrome, pero lo que sí es verídico es que las personas que lo poseen son propensas a sufrir infarto de miocardio o un trastorno arterial coronario.

Comparte la noticia:

The following two tabs change content below.

Estudiantsenaccio

Latest posts by Estudiantsenaccio (see all)

Related posts

Leave a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies